Cómo jugar a Black Stories

¿Recuerdas esos momentos en una excursión o un campamento donde alguien decía un acertijo y había que adivinar la historia que hay detrás del mismo? Un ejemplo sería: “Un hombre vive en el piso trece, baja todos los días en ascensor pero cuando sube siempre pulsa al seis y hace el resto del camino andando; todos los días menos cuando llueve, que sube directamente al trece”. Esa sensación he tenido al jugar a Black Stories.

Y es que este juego de mesa sigue una premisa muy similar, pero con historias un tanto oscuras que parecen abarcar misterios muy a lo Sherlock Holmes. Pero, ¿merece realmente la pena un juego como este?

Ediciones de Black Stories

¿De qué va Black Stories?

 

Como decía, Black Stories tiene una premisa muy sencilla donde básicamente un “Guardián del misterio” narrará una historia y los demás, a base de preguntas, tendrán que resolver qué ha pasado realmente.

Con un toque macabro, nos encontraremos con historias de lo más particulares que a veces parecen más oscuras de lo que realmente pueden llegar a ser. Y, sin duda, entretiene resolver algunos misterios y pasarse un rato intentando averiguar la verdad.

El contra que le veo a este juego es que, si estamos acostumbrados a juegos de mesa con bastantes más reglas, un juego de este estilo puede saber a poco. Está bien para pasar el rato, pero a mi personalmente llegó un momento donde poco a poco empecé a perder el interés.

Supongo que, cuantas más personas jueguen, más rápido pasará cada caso y más entretenido se hará pero, al ser un juego casi sin normas que depende por completo de lo serio que nos lo tomemos, Black Stories es un juego de mesa que entretendrá más o menos dependiendo de la situación y el momento.

Aun así, lo interesante de este juego es que hay tantas cartas con misterios – e incluso hay expansiones – que podemos repetir el juego durante bastantes ocasiones antes de conocernos todas las historias que contiene.

Porque una cosa está clara… veo complicado conocer todos los misterios de golpe; más bien es un juego para disfrutar poco a poco.

Versiones de Black Stories

Cómo jugar a Black Stories

Como decía anteriormente, Black Stories es un juego muy sencillo de aprender. Simplemente se necesita de un narrador que cuente el misterio y del resto de personas realizando las preguntas adecuadas para resolverlo.

Esto hace que pueda haber hasta veinte jugadores a la vez, haciendo preguntas que son respondidas por ese narrador llamado “Guardián del misterio”.

En el juego de Black Stories se incluyen 50 cartas, cada una con un misterio. Por un lado de la carta tenemos la historia completa, y por otro lo que les contaremos a los jugadores para que empiecen a pensar en cómo resolver ese misterio en concreto.

Como puede verse, es un juego de lo más sencillo e interesante para jugar con amigos y resolver algunos enigmas juntos.

Sin duda, una interesante opción si nos gustan los enigmas. Eso sí, recomiendo dosificar los misterios para no hartarnos de más con ellos.

2/5
Imagen de Isabel Robleda
Isabel Robleda

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.