Crítica de la película Seguridad no garantizada
 
Título: Seguridad no garantizada
Título original: Safety Not Guaranteed
Año: 2012
Director: Colin Trevorrow
Género: Comedia dramática 

Seguridad no garantizada es ese tipo de película que dejas una y otra vez de lado porque te sabes el final de antes. En mi caso, me enteré por casualidad de la trama y de todo lo que ocurría, y eso hacía que no me animase a verla.
 
Por fin me animé el otro día y me encontré con una grata sorpresa, porque disfruté mucho de ella a pesar de conocer una pieza clave de la trama. Darius (Aubrey Plaza), una becaria con un carácter muy peculiar, recibe el encargo de hacer un reportaje sobre Kenneth (Mark Duplass), que ha puesto un misterioso anuncio en el periódico buscando compañeros para viajar al pasado.
 

Con esta premisa empieza Seguridad no garantizada, una historia que juega constantemente con el “¿y si fuera cierto todo?” para mantenernos enganchados hasta el final.

Escena de la película Seguridad no garantizada
 
A su favor, pero también en su contra, juega una historia con un ritmo rápido que se pasa en seguida y no deja tiempo al aburrimiento. Esto hace que no haya partes pesadas.
 
Aun así, a la trama le hubiese venido mejor bajar el ritmo para que conozcamos mejor a los personajes y meternos de lleno en la historia. No nos confundamos, lo hace, pero todo está narrado tan rápido que al final te cuesta hasta quedarte con los nombres.
 
La forma de narración sigue siendo lo mejor del film a pesar de todo, y hace que Seguridad no garantizada se convierta en una historia curiosa y fácil de seguir.
 

Las actuaciones son decentes, pero ninguna destaca. Se echa un poco de menos más química por parte de los personajes principales, y que los secundarios den más juego en sus supuestos momentos cómicos.

Opiniones sobre Seguridad no garantizada
 
Llegados al final, me arrepiento mucho de saber qué ocurre desde el principio. Sin duda, este film se disfruta más cuando no sabes nada, cuando tienes ganas de descubrir si Kenneth es un loco chiflado, un genio o un poco de ambos.
 
Seguridad no garantizada es una película curiosa para pasar la tarde, pero deja con ganas de un poquito más.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.