Tea Rooms. Mujeres obreras: Maravillosa sorpresa

Libro de Tea Rooms. Mujeres obreras

A excepci√≥n de unos pocos nombres, la literatura de la Rep√ļblica y sus autores me parece pr√°cticamente desconocida. Por esa raz√≥n encontrarme con libros como Tea Rooms. Mujeres obreras, escrito por Luisa Carn√©s en los a√Īos 30, en plena Segunda Rep√ļblica, me ha parecido una verdadera maravilla.

Y es que encontrar una voz tan cr√≠tica, que habla de c√≥mo era la sociedad en ese entonces, de c√≥mo viv√≠an y, sobre todo, de c√≥mo sobreviv√≠an las mujeres, no es nada f√°cil. Y es maravilloso encontrar que, de alguna forma, esas voces como la de Luisa Carn√©s, que han sido silenciadas por el paso del tiempo, pueden resurgir de nuevo a√Īos y a√Īos m√°s tarde de haber escrito sus palabras en papel.

Mi opinión sobre Tea Rooms. Mujeres obreras

 

Tea Rooms. Mujeres obreras nos cuenta c√≥mo era la vida en los a√Īos treinta para las obreras. En particular esta historia pone su ojo en la vida de las trabajadoras de un local, una especie de cafeter√≠a, situado en pleno Madrid.

De esa forma conocemos a Matilde, cuyas ideas revolucionarias cuenta por lo bajo, a Laurita, con ganas de sentirse una mujer moderna, a Marta, acostumbrada a pasar hambre, y a muchas m√°s que vamos conociendo a lo largo de sus p√°ginas.

Luisa Carnés nos presenta a todos los personajes de una forma tan directa, sin una presentación al uso, que al principio puede parecer un poco complicado saber qué está pasando.

Pero entonces llega un punto donde nos introducimos en ese local, en su d√≠a a d√≠a, y nos enganchamos por completo a la historia. Esta “transici√≥n” se da casi sin que nos demos cuenta, haciendo que pasemos de no entender bien qu√© pasa a conocer de cerca a todas y cada una de las mujeres que se plasman en Tea Rooms. Mujeres obreras.

Y advierto que este libro es duro, muy duro. Lo que cuenta no es f√°cil de digerir, pero lo hace de tal forma que poco a poco vamos conociendo el drama que se esconde en cada una de sus protagonistas.

Sin duda, Tea Rooms. Mujeres obreras es una muestra muy clara de c√≥mo eran los a√Īos 30 en Espa√Īa. Una sociedad sumida en la crisis, con un paro sobrecogedor y personas luchando por sobrevivir, mientras en las calles circulaba el fascismo y el comunismo a partes iguales.

Y, en ese mundo tan convulso, Luisa Carn√©s se basa en su propia experiencia para dar voz a las mujeres de aquella √©poca, las que ve√≠an cu√°les eran sus opciones para sobrevivir e intentaban luchar contra eso, o aceptaban a rega√Īadientes el mundo que les hab√≠a tocado.

Sin duda, Tea Rooms. Mujeres obreras es un libro de lo m√°s recomendable que no debemos perdernos, sobre todo para conocer mejor a esos autores de la Segunda Rep√ļblica cuyas voces fueron silenciadas y s√≥lo ahora vuelven a reconocerse.

Una historia sobre una √©poca, sobre un momento convulso en Espa√Īa, contado con la pluma de alguien que vivi√≥ todo esto en primera persona y quiso dar voz a todos los problemas que se estaban viviendo.

¬ŅHas le√≠do Tea Rooms?

3/5
Imagen de Isabel Robleda
Isabel Robleda

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.